Informe histórico sobre las Islas Malvinas

 

En 1821, durante la dirección de Martín Rodríguez Gobernador delegado de Buenos Aires, se hizo una formal denuncia y se decidió la difícil tarea de crear una compañía nacional de pesca.

 

Se prohibió la matanza de lobos hembras y sus crías, se reglamentó la pesca y se recomendó suspender el sacrificio de los elefantes marítimos por varios años.

 

Para entonces no menos de 60 navíos ingleses y norteamericanos se dedicaban a la faena de ballenas, focas, elefantes y lobos en aquellas latitudes. Se aprovechaban sus finas pieles y con sus grasas se fabricaban aceites industriales. La matanza de lobos y elefantes se transformaba en una acción infernal. Los loberos, armados de fuertes garrotes, destrozaban el cráneo de los animales para evitar que la piel se dañara.

 

La codicia y la inconsciencia de los foqueros fueron diezmando las manadas de lobos marinos, aniquilando poblaciones enteras, con lo que hubo necesidad de buscar nuevas costas. Muy pronto se abandonó la costa patagónica y los centros de caza se trasladaron a las Malvinas y otras islas australes.

 

La grasa de los cetáceos constituía el petróleo de la época. Fue tal la envergadura y la fama mundial que esta aniquilación había adquirido, que incluso escritores que jamás recorrieron nuestras costas lo utilizaron como símbolo de la insensatez, del afán de lucro desmedido y se inspiraron en las carnicerías del Atlántico Sur para sus novelas.

 

 

Share on Facebook
Share on Twitter
Please reload

Please reload

+54 9 6815292 (Whatsapp y mensajes) 

0341 - 5587070 (Teléfono de la radio)

frecuenciajovenargentina@gmail.com

Salta 3519 (Radio Vorterix)

Rosario, Santa Fe, Argentina


 

Movimiento internacional cultural

www.facebook.com/PassionForJustice/

 

  • Gris Facebook Icono
  • Gris Icono de Instagram
Our voice
  • Grey Facebook Icon
  • Grey YouTube Icon
  • Grey Instagram Icon
Untitled-1.png